Cómo preparar un riquísimo gazpacho


Llega el calor y, con él, recurrimos a un plato sencillo de elaborar, apetecible y saludable: el gazpacho. No es necesario esperar la llegada del verano para incorporar el gazpacho a nuestra dieta mediterránea. En días de primavera cuando las temperaturas suben y el calor aprieta a todos nos apetece una taza de gazpacho bien fría para refrescarnos.

 

¿En qué consiste un gazpacho? Básicamente es una sopa fría de tomate al que añadimos aceita de oliva y varias verduras. Es rico en fibra, en vitaminas, y muy hidratante. Cada cual lo aliña a su gusto de ahí que conozcamos diferentes versiones de cómo elaborar un gazpacho. Sea como sea, el gazpacho se ha convertido en el plato saludable por excelencia en la temporada de primavera-verano. A continuación, listamos los ingredientes que necesitarás para preparar un sencillo gazpacho: tomates maduros, 1 pimiento verde, 1 pepino, un poco de cebolla, 1 rebanada de pan, 1 diente de ajo, aceite de oliva, vinagre y sal

 

Debemos tener en cuenta de extremar la higiene en la cocina tanto en los alimentos como en los utensilios que utilicemos para elaborar el plato. En primer lugar, lavaremos cuidadosamente las verduras, recomendamos que sea con agua de Osmotic ya que conservará hasta el final el sabor original de las verduras así como sus nutrientes. Seguidamente, cortaremos a trozos las verduras y las verteremos en el vaso de la batidora, y batiremos hasta que no quede ningún trozo.

 

A continuación, aliñaremos el plato con sal y aceite y añadiremos poco a poco agua sin aguar demasiado el gazpacho para que conserve el sabor original de los ingredientes. Por último, si quieres añadir pan frito y trocitos de tomate a tu gazpacho es una opción que harán que tu plato sea aún más sabroso.

 

¡Buen provecho!

Comparte este post en las redes:

Escribir comentario

Comentarios: 0